Algo para pensar: El opening de Homeland

2_phixr

La fase musical introductoria de la producción de Showtime es una pizca de jazz, las etapas de Carrie y la historia reciente de Estados Unidos ante un duelo cultural, económico y de defensa contra el mundo. Son las fases de una enfermedad ante un ambiente hostil.

Jonathan Navarro (@BartonWBickle)

Es un opening atrayente.

Metafórico. Dominante y gráfico de la inestabilidad mental de una persona. La fase musical introductoria de Homeland es una pizca de jazz, las etapas de Carrie y la historia reciente de Estados Unidos ante un duelo cultural, económico y de defensa contra el mundo.

Si bien esta pieza (la cual musicalmente fue creada por Sean Callery) no es la rutina matinal de un Dexter Morgan, ni el mapeo 3D por las partes del cuerpo humano de House M.D., ni menos la truculencia erótica de la saga American Horror History, el ritmo inicial de la serie de Showtime es una propia review de un país y el delirio de nuestra genial protagonista, Carrie Mathison.

Etapas

Tres etapas de Carrie Mathison: Niña, joven y adulta.

Todo comienza con una niña que está durmiendo mientras la voz en off anuncia que las fuerzas militares de EEUU atacan instalaciones terroristas.

Con esa noticia ¿Cómo no se va a despertar esa niña? De algún modo el poder de la TV, las imágenes de la guerra, la instauración de prototipos enemigos y la confirmación, a través de los medios de comunicación, de múltiples enemigos se adhirió a esta identidad.

Es por eso que una niña a través de la televisión observa a la autoridad: Los ex presidentes Ronald Reagan y Bill Clinton; el actual mandatario Barack Obama y al ex secretario de Estado de George Bush, Colin Powell.

Jazz

Mientras todos los titulares saturan de guerra, ataque y violencia, la música emanada de una trompeta demuestra el hobby y el ocio de Carrie. Una terapia para combatir su bipolaridad, la cual no es más que ese laberinto de arbustos.

Carrie es fanática del músico Miles Davis. Lo hace valer en la primera temporada, justo cuando estaba en plan de conquista con Nicholas Brody. Genial trompetista, que con su estilo guía el inicio de cada emisión.

En la selva

Lo blanco y lo negro. Estar bien y mal. La dualidad mental de Carrie presenta esta imagen inquietante. Una niña con una máscara de león (en la portada). ¿Deseo de majestuosidad felina?

El rey de la selva representado en una niña que está tratando de rugir ante la cámara. Imagen para demasiadas interpretaciones. ¿Demostración de ferocidad hacia el mundo, yo domino aquí…? Insisto en las múltiples opciones.

Medio Oriente

El 11 de septiembre de 2001, páramos extranjeros y voces árabes nos trasladan al crecimiento de Carrie. Fase de aparición de los protagonistas de Homeland y de pequeñas oraciones que marcan los quiebres durante esta historia.

Luego de una demostración de crecimiento, las voces de Claire Danes y Mandy Pakintin derrochan diálogos posterior a las imágenes del ataque sobre el World Trade Center. Uno de los hechos más impactantes en toda la historia universal reciente enciende la comunicación. Aviones, conspiraciones, odios y seguridad máxima para una civilización en plan de defensa.

Soon

Con un objetivo: El Capitolio observado con una actitud de “pronto, pronto” de Brody.

No sé si es demasiado evidente. Pero dado lo metafórico y simbólico de la musicalización, no puedo imaginar que esta genial serie no termine involucrando al poder del Capitolio o en algo que lo rodee.

0 Comentarios

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register