3×07 Hannibal: Digestivo

Lo que más llamó mi atención en el cautiverio de Hannibal y Will fue el procedimiento ganadero hacia el psiquiatra por parte de Mason. Tratado como un cerdo, nuestro protagonista hizo gala de su “analgesia”. Practicó el juego del sometido. A continuación te comento los resultados.

Jonathan Navarro

Se acabó la era del escape. Nuestro protagonista sufrió la lenta digestión del adiós con Will. Una despedida que precedió al momento sublime de la rendición. Tramo épico de Lecter. Un instante extraño para Jack Crawford pues nunca lo capturó, sólo lideró el procedimiento. Un sinsabor particular.

La ceguera Mason 

La ceguera revanchista de Mason generó su desastre. Desdibujando aún más su rostro y aniquilando sus planes de cena con un menú centrado en Hannibal, y con un trasplante de rostro del donante obligado Will Graham.

El renombre añejo y obsoleto entre tanto lujo de los Verger le impidió al rol de Joe Anderson sopesar el real conflicto luego de tomar el útero de su hermana y llevar a cabo una intervención clínico-veterinaria a tope de una mente sin ética y códigos, pues éste gestó un feto al interior de un cerdo. Aquí aparece nuevamente la majestuosidad animal, la cual a través de Mason ve la posibilidad de crear vida. Un equilibrio en la balanza entre lo que pueden dar los humanos y los mismos cerdos. Una ponderación de parte del menos ponderado de todos.

Crudeza familiar que empujó a Margot a gestar la muerte de su hermano tras arrojarlo a una pecera con una anguila en su interior. Un cuento muy “por la boca muere el pez”.

Trasplantes y despedidas

Lo que más llamó mi atención en el cautiverio de Hannibal y Will por parte de Mason fue el procedimiento ganadero hacia el psiquiatra. Tratado como un chancho, nuestro protagonista hizo gala de su “analgesia”. Practicó el juego del sometido y esperó que la propia soberbia de su enemigo lo tumbara.

Con la ayuda de Alana y Margot, el Dr. Lecter armó un último rescate. Una liberación con la misión de rescatar a Will. El papel de Hugh Dancy estuvo a un bisturí de haber perdido parte de su rostro para el trasplante de cara de Mason.

Genial manejo en paralelo de la serie de Bryan Fuller que jugó con una cruda incisión facial, en este caso con la del ayudante del Sr. Verger, y la aparición del nonato experimental de Margot desde las entrañas de un cerdo. Potencia musical y de escena. Inolvidables de esta tercera temporada.

Ahora comienza una nueva etapa. Mitad de sesión y un periodo de cierre de Hannibal Lecter. Se aproxima la vuelta al trabajo de Graham y el estudio a la mente del mejor psicópata de los últimos tiempos en TV, quien acató su despedida con Will para terminar en las telas (por ahora) de la justicia.

3×06 Hannibal: Dolce

2 Comentarios

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register