3×03 Homeland: Tower of David

Un tercer episodio que nos lleva a Caracas, Venezuela. Esta es la nueva estancia del hombre más buscado de Estados Unidos. Brody vuelve con una personalidad resquebrajada luego de los sucesos de Langley, y que ahora iniciará un nueva disputa para convivir de buena manera en un “elefante blanco”.

Jonathan Navarro (@BartonWBickle)

¿A qué lugar puede pertenecer un fugitivo? ¿Un acusado de terrorista que escapa del aparataje judicial de su país? Nicholas Brody ya no es norteamericano, ni congresista ni padre familia. Su orgullo se nota sólo cuando dice que es musulmán u observa una mezquita.

Pero este trayecto de alivio, de ver una obra conocida y lo más parecida a un hogar, estuvo antecedida de la huida inicial hacia la frontera canadiense, la llegada hasta Sudamérica y un último intercambio de balas en la frontera colombiana.

Tower of David” nos lleva a Venezuela. Esta es la estancia del hombre más buscado en Homeland. Rapado, envuelto en dolor y con dos proyectiles de guerra en su intestino, El Nino (Manny Pérez), el jefe de un grupo armado caraqueño lo resguarda, lo sana y lo somete a una rutina drogadicta y de cautiverio. La única conexión es Carrie: El gran motivo de por qué el venezolano no entrega a Brody a las autoridades a cambio de 10 millones de dólares.

Esto es real

La analogía entre la decadencia de un edificio (la Torre David) que prometía ser un centro económico de la capital venezolana es parte de la nueva vida de Brody.

La gran mayoría de los países, por culpa de la ineptitud gubernamental, corrupción o el letargo tienen enormes inmuebles a medio terminar y botados como una roca más. Un montón de cemento que de manera mediática y hasta siútica se les llama como “elefantes blancos”.

Sin embargo, este paquidermo arquitectónico no sólo resguarda la salud del papel de Damian Lewis. Esta obra guarda hogares, comercio e infancia en sus pasillos. Con una fachada triste, en su interior hay vida. ¿Hay esperanza para nuestro protagonista? Esmeralda (Martina García) aparece como “la enfermera” del convaleciente Brody. La hija de El Nino ayudó y con grandes dudas al ex congresista.

El escape desde la Torre de David hacia una mezquita de la ciudad tuvo algunos baches. Cuando se mostró a un Nicholas cautivo y retenido, se dio por hecho que su salida iba a ser complicada. Pero la sola presencia de “Esme” ante algunos soldados y la capucha en la cabeza del ex legislador permitieron que el musulmán llegara a “su refugio” sin atado alguno.

Brody arribó a un sitio sagrado con la musicalización precisa para dar la tranquilidad necesaria para alguien que ha tenido días movidos. Pero la historia escrita por Howard Gordon y Alex Gansa se salta la solemnidad de un templo. La policía venezolana llegó hasta el sitio donde estaba Nicholas.

A pesar de eso, el equipo de El Nino barrió con el lugar. Mató a los oficiales, a los dueños de casa y reintegró a la rutina de la droga al ex parlamentario. Brody pertenece al inmueble. Y así se lo hace saber este inquietante, meticuloso e inescrupuloso médico de turno: El Dr. Graham (Todd Erik Dellums).

Mejor los medicamentos

Carrie está intentando mejorar. Canaliza sus pensamientos y su atención hacia la confección de casas de palitos de madera. Ya está de más subrayar este ir y venir y volver de sensaciones que nos otorga el trabajo actoral de Claire Danes.

carrie desespaer

La aparición del abogado Paul Franklin (Jason Butler) desordenó aún más su diario vivir en el psiquiátrico. Este personaje le ofreció ayuda legal. Le confesó que estaba con ella. Palabras que Mathison no las tomó en cuenta. La gran decepción que sufrió por parte de su agencia y en especial de Saul, convocó a que Carrie se transformara en una mujer escéptica y desconfiada. Obligada a pensar en otras cosas. A que es mejor tomar sus medicamentos.

0 Comentarios

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register