1×05 El hombre de tu vida: Sinceridad

Un antiguo amor del Padre Francisco aparece en la vida de Hugo, quien tiene la difícil tarea de devolverle las ganas de vivir.

Juan Carlos Muñoz (walasbishop)

La tensión y las confesiones. Esas palabras podrían enmarcar el nuevo capítulo de El Hombre de tu vida. Claro, pues el pobre Hugo no aguantó más la culpa tras engañar a un cantidad infinita de mujeres para ganar dinero junto a su hermana Gloria y decidió contárselo todo al Padre Francisco, quien juraba que todas sus historias formaban parte de la vida de un amigo.

Así fue el comienzo del nuevo episodio de la apuesta de Canal 13. El personaje de Boris Quercia en la iglesia y confesando que era él quien había cometido todas esas “maldades” de engatusar mujeres, llevarlas al cielo y después desecharlas como si nada hubiera pasado.

Por lo mismo, el curita no encontró nada mejor que enviarlo a rezar algunos “Padre Nuestro” y perdonarlo por sus pecados. Sin embargo, el religioso, encarnado por el gran Jaime Vadell, le pidió como un favor que ayudara a una antigua amiga de la juventud y una actual creyente de la parroquia.

Nos referimos a Dora del Canto, una ex vedette que la rompía en el famoso Bim Bam Bum durante la década de los ’70 y que ahora se encontraba sola, triste y abandonada.

Es que como los años pasan para todos, la mujer se encontraba deprimida por su vejez y con pocas ganas de vivir. Por lo mismo, Hugo comienza la difícil tarea de reanimar a Dora, personaje interpretado por Peggi Cordero. El hombre de buen corazón la visita, se acerca a conversar y le pide que salga de la oscuridad en la que se encuentra. CODERO

Sin embargo, el panorama se vuelve más complicado cuando la ex bailarina decide tomar la decisión de acabar con su vida. Claro, pues la pobre Dora no encontró nada mejor que empastillarse para así terminar con el sufrimiento de sus últimos años de vida. Sin embargo, fue el mismo Hugo y el Padre Francisco quienes llegaron a tiempo para salvarla de la muerte y darle una nueva oportunidad de seguir adelante.

Al final, la mujer se da cuenta que debe enfrentar su pasado y no renegar de él, pues esa actitud sólo le generaba complicaciones. Por eso, decide reencontrarse con viejas amigas y reencantarse con la vida, todo gracias al genio de las citas.

Eso sí, lo que más impresiona a Hugo es que Dora había sido un viejo amor del curita, con quien había tenido “onda” antes de que optara por ingresar al camino del señor.

En síntesis, nuevamente nos enfrentamos a un episodio unitario. Si bien la lógica de la serie sigue siendo “el amor”, ninguna de las historia trasciende en el tiempo, lo que atenta contra el hilo conductor y genera molestia entre sus seguidores.

¿Cuánto más debemos esperar? Esa es la gran interrogante que nos hacemos a la espera de que al fin la apuesta de Canal 13 agarre el ritmo esperado. Tiene con qué, sólo les falta unificar cada una de las tramas para al fin dar ese salto de calidad.

0 Comentarios

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register